Destapando los secretos del arroz

El arroz, a pesar de ser un ingrediente fundamental en muchas cocinas del mundo, a menudo se subestima en cuanto a su potencial. En España, país con una profunda tradición arrocera, las oportunidades para experimentar y perfeccionar las técnicas de cocción son innumerables.

En este contexto se sitúa “Mejores Arroces by Knorr Professional” de Unilever Food Solutions, una campaña de formación para profesionales de la hostelería, activa en unileverfoodsolutions.es y en los respectivos canales digitales a partir del pasado junio 2024. A través de ella, no solo se busca mejorar las habilidades de los chefs profesionales, sino también elevar la calidad y la percepción de los platos de arroz en los restaurantes de España, celebrando la rica tradición arrocera del país mientras se adapta a las demandas contemporáneas.

El arroz, región por región

En España, cada región tiene su propia manera de cocinar el arroz. Asimismo, España cuenta con variedades autóctonas de arroz utilizadas en regiones específicas. En el Parque Natural de la Albufera en Valencia, se cultivan variedades con Denominación de Origen como Bomba, Albufera y Sendra, además de Marisma, conocida por sus excelentes características organolépticas. Estas variedades destacan por su capacidad para absorber sabores y mantener una textura ideal en platos tradicionales como la paella, siendo especialmente adecuadas para diversas recetas y métodos de cocción, resaltando su importancia en la gastronomía regional.

Claves para un arroz perfecto

Para la elaboración de un buen arroz, el chef destaca tres puntos clave: la elección de la variedad de arroz, la técnica de cocción y la proporción de caldo. Utilizar una variedad adecuada como las japónicas (Bomba, Senia, Albufera) es esencial para absorber bien los sabores y mantener la textura adecuada. Además, la técnica de cocción debe ajustarse al tipo de arroz y al resultado deseado, controlando la cantidad exacta de caldo para lograr la textura correcta, ya sea seco, meloso o caldoso. Por último, la proporción de caldo es determinante: debe ser absorbido completamente en arroces secos, quedar denso en melosos, y ser más líquido en caldosos para reforzar el sabor sin hacerlo pesado, afectando directamente la textura, el sabor y la presentación del plato.

Desafíos y consejos

Los arroces son platos que presentan desafíos significativos durante su preparación. Uno de estos retos es la dificultad de servir arroces individuales, ya que generalmente se cocinan en porciones mínimas de dos. La campaña “Mejores Arroces” busca ofrecer soluciones a este desafío, permitiendo que el arroz individual se presente de diversas formas a partir de una misma base. Además, se exploran técnicas maestras en la preparación del arroz, incluyendo acabados creativos como las mantecaduras.

- PUBLICIDAD -