La Plataforma Juntos con la Hostelería, constituida por  HOSTELERÍA DE ESPAÑA, AECOC y FIAB, considera que El Plan de Acción Mundial sobre el Alcohol 2022-2030 de la OMS, actualmente en fase de redacción, debe seguir un enfoque constructivo, basado en las herramientas y experiencias pasadas de éxito para continuar reduciendo, tal y como se ha hecho hasta ahora, el consumo nocivo y excesivo de alcohol y prevenir así los efectos negativos que este tenga sobre la salud de los consumidores.

Desde la Plataforma resaltan por lo tanto la importancia de que la estrategia global de la Organización Mundial de la Salud, incluyendo sus campañas de concienciación, se centre en luchar contra el consumo nocivo de alcohol. Y reiteran su compromiso de colaboración con las instituciones públicas y otros agentes a la hora de desarrollar o ampliar iniciativas que favorezcan este objetivo común.

Además, desde Juntos con la Hostelería señalan que la aplicación del Plan deber ser proporcionada “obviando iniciativas que sobrepasarían su ámbito natural de acción como serían las intervenciones de precios o las subidas de impuestos”.  En este sentido, consideran también que la recaudación fiscal es una competencia nacional y que ésta se basa en las características de cada país.

Así, indican, “no sería recomendable un aumento impositivo equivalente a nivel global. Esto podría tener efectos no deseados, dando lugar a un posible incremento del contrabando, que sin controles sanitarios tendría potenciales consecuencias negativas para la salud de los consumidores”.

La Plataforma constituida por Hostelería de España, AECOC y FIAB hace un llamamiento a la colaboración público-privada para lograr los mejores resultados en la aplicación del Plan y en la búsqueda conjunta de soluciones para implementar medidas y poner en marcha acciones para reducir el consumo abusivo de alcohol.

Este objetivo, recuerdan, no es incompatible con la salvaguardia de los intereses de los sectores involucrados, dada la importancia que tienen para el tejido productivo, exportador, medioambiental y social en España en un contexto marcado por los efectos devastadores que ha tenido la crisis provocada por el Covid-19 en nuestro país, y en especial sobre estos sectores.

“Para llevar a cabo soluciones eficientes, las medidas deberían implementarse a nivel nacional o regional para, de esta forma, adaptarse a las características sociales, económicas y culturales de cada país”, afirman desde Juntos con la Hostelería.

España, consumo moderado y responsable

El consumo de bebidas alcohólicas en España se caracteriza por la moderación, sobre todo en un entorno social, en compañía de amigos o familiares, fundamentalmente ligado a la hostelería, y forma parte del estilo de vida propio de los países mediterráneos. El patrón de consumo Mediterráneo ha dotado a España de uno de los modelos de consumo más responsables, en contraposición con patrones de otras zonas del mundo.

Así, según datos del Ministerio de Sanidad, en España tenemos una esperanza de vida récord en mujeres y hombres, en la última edición de la Encuesta Domiciliaria sobre Alcohol y Drogas en España (EDADES). En nuestro país, solamente un 4,2% de la población realiza un consumo de riesgo, el dato más bajo desde 2009, y el consumo de alcohol es también el más bajo de toda la serie histórica desde que el Ministerio recoge datos.

- PUBLICIDAD -