El empleo hostelero suaviza la caída en marzo, aunque mantiene 374.000 trabajadores en ERTE

El número de trabajadores afiliados a la Seguridad Social con alta en hostelería se situó en 1,3 millones en marzo, suavizando la caída interanual hasta -13,4%, aunque todavía supone más de 200.000 afiliados menos que en el mismo mes del año anterior, según los datos de afiliación del Ministerio de Trabajo. Aunque esta caída es más suave, hay que tener en cuenta que en marzo del año pasado ya se redujo el número de afiliados por la declaración del estado de alarma.

Cerca de un 29% del total de los afiliados se encuentran en marzo en situación de ERTE, 374.000 trabajadores, lo que supone 73.000 personas menos que en febrero.

Por ramas de actividad, en las de restauración hubo una media de 1 millón de trabajadores, 144.698 menos que en marzo de 2020, un 11,7% inferior. La caída interanual se suaviza después de siete meses consecutivos en que se estuvo acentuando. El 23,7% de los afiliados de marzo estaban en situación de ERTE, que supone 258.258 personas, 68.731 menos que en febrero.

En el alojamiento se registró una media de 211.649 afiliados, que supone 56.239 trabajadores menos que un año atrás (-21%). En este subsector la caída porcentual es más suave que en febrero, en que se acentuó la caída. En esta rama de actividad más de la mitad de los afiliados continúan en ERTE (54,6%) que se traduce en 115.507 trabajadores.

En tasa mensual, la afiliación a la Seguridad Social se incrementó en el conjunto del sector hostelero un 2,6%, que supone un aumento de 33.306 trabajadores. En las actividades de restauración el incremento fue de un 2,7% con cerca de 29.900 trabajadores más. En el alojamiento, el aumento fue más suave, de un 2,1%, que supuso 4.309 afiliados más. A pesar del aumento, el sector de la hostelería ha creado alrededor de 26.000 trabajadores menos que un marzo normal antes de la pandemia.

Más información

PUBLICIDAD